Reseña: El extraño verano de Tom Harvey, de Mikel Santiago

9:30


«Yo estaba en Roma cuando Bob Ardlan me llamó. Para ser exactos: estaba con una mujer en Roma, cuando Ardlan me llamó. Así que cuando vi su nombre en la pantalla del teléfono pensé: “Qué demonios, Bob. No me llamas en una eternidad y vienes a estropearme el mejor momento del verano”. Y lo dejé sonar.

Dos días después, supe que Bob había caído desde el balcón de su mansión en Tremonte pocos minutos después de marcar mi número. ¿O tal vez le habían empujado? No me quedaba más remedio que pisar el acelerador del coche y plantarme allí para hacer unas cuantas preguntas.»

Un lugar idílico, bañado por la luz cegadora del Mediterráneo. Una galería de personajes estrafalarios, carismáticos y sospechosos. Un «quién-lo-hizo» a ritmo de thriller en el que todo el mundo puede ser culpable hasta que se desvele la verdad.


Descubrí a Mikel Santiago por el 2014 con su novela La última noche en Tremore Beach que me encantó, después vino El mal camino que también me conquistó y era cuestión de tiempo que cayera bajo el influjo de su última novela; El extraño verano de Tom Harvey. No quise leer nada de su sinopsis, nada de teorías en Twitter y nada de nada porque la magia de los libros del autor es meterte de lleno en la historia desconociendo la totalidad de la novela.

Tom Harvey vive en Roma cuando una noche recibe la llamada de Bob Ardlan. Pasa del asunto y un par de días después recibe la noticia de que Bob ha muerto después un accidente en el balcón de su casa de Tremonte. Tom empieza a obsesionarse porque todas las pistas indican que Bob lo había llamado quince minutos antes de tirarse por el balcón. ¿Realmente se suicidó? ¿No sería un asesinato? Aquí comienza las aventuras de Tom para conocer la verdad. Con la ayuda de la hija de Bob, Tom conocerá la gente que habita en Tremonte y las relaciones que tenían con Bob. La idea es poder reconstruir los últimos días de Bob antes del suceso de su balcón.

Con esa idea general es con la que debéis partir porque cuanto menos, mejor (cuanto peor mejor para todos y cuanto peor para todos mejor, mejor para mí el suyo beneficio político). Com he dicho antes, la magia de estos libros es saber muy poco para ir sorprendiéndote con el pasar de las páginas. Mikel sabe manejar al lector, juega con él para llevarlo por todos los vericuetos posibles para que ni te fíes del apuntador o del perro que pasa por la casa del protagonista. Resulta curiosos y sorprendente como un autor sabe manejar esta destreza y considero a Mikel como un experto.

Conforme pasas las páginas las dudas te asaltan y pasas de sospechoso en sospechoso. Tengo que admitir que en un principio yo tenía mis sospechas y cuando se acercaba al final dio un giro sorprendente que no me esperaba. ¡Malditos cálculos! Vas pensando que ese es el culpable cuando en menos que canta un gallo, te das un buen golpe y tu teoría se cae en pedazos. Oíd bien, me gusta que los autores hagan eso, me gusta que me sorprendan y que desmonten cada una de mis teorías porque si lo hacen es que saben entablar un buen juego con el lector.

El ritmo de la novela es muy ágil. Hay que tener en cuenta que estamos ante un thriller y y como tal tiene que pecar de rapidez constante para que el lector no se duerma y manteniendo el clima de tensión constante que lo caracteriza. Ya os aseguro que con este libro no vais a quedar en los laureles porque os mantendrá enganchados. Una anécdota: había llegado a un punto tan interesante del libro que minutos antes de cubrir una rueda de prensa por motivos laborales, estuve leyendo hasta el último segundo con tal de enterarme de lo que pasaba a continuación.

En relación a los personajes, tenemos a Tom Harvey que es nuestro protagonista y narrador, será él quien narre la historia de lo que está sucediendo. Un personaje que evoluciona a lo largo de la novela y del que sabemos aspectos de su pasado. Los otros personajes como Elena, Bob, Mark... me hubiera gustado saber mucho más de ellos, otros aspectos de su persona y poder profundizar mucho más en su personalidad. En todo caso, es entendible que no conozcamos todo si es el propio protagonista el que nos da su visión de la historia.

En definitiva, El extraño verano de Tom Harvey es una novela muy entretenida y del sello clásico de Mikel Santiago. Trama llena de sorpresas y en el que irás de teoría en teoría sin saber por donde encontrar el culpable. Un reto para el avispado lector que no sabrá donde se ha metido hasta llegar al final del libro. Si estás buscando una lectura que enganche y ligera, no lo dudes, porque aquí la tienes.


Puedes comprar el libro aquí: El extraño verano de Tom Harvey

¿Has leído el libro o algún otro del autor? ¿Qué te ha parecido? Espero tus comentarios más abajo :)

También te gustará

5 comentarios

  1. Totalmente de acuerdo contigo. Una novela muy entretenida.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Me alegra ver que te ha gustado Chema

    Un puntazo lo de la frase de Rajoy jajajajajajajaja

    ResponderEliminar
  3. Veo que te ha gustado. Yo también lo he pasado muy bien con Tom. Y esa frase que se va a quedar para la posterioridad, en tu reseña, muy buena, jejeje
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola!
    Esta vez no me llama la novela, pero me has matado con lo "tachado" XD
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar
  5. ¡Hola! Leí de este autor como tú la de Tremore beach y El mal camino y ambas me gustaron mucho. Así que la historia de Tom Harvey también caerá en mis manos
    Un saludo

    ResponderEliminar

Gracias por comentar.